Archivo para junio, 2009

W.C.

Wc

Qué es lo peor que se te ha caído en el WC ?

Seguro que más de uno ha sufrido algún incidente con algún objeto que de forma accidental se le escapó y fue a parar al WC. ¿Qué ha fué aquello que tuviste que recuperar del WC?

Espero respuestas…

Anuncios

Squirrel Nut Zippers.

Marcha y pasa !!!

platos-conductores

De vuelta a los fogones tras varios meses en paro y una efímera incursión  al sector de la construcción que concluyó con una lumbalgia.

Ya recuperado de mi pasajera minusvalía y de nuevo en mi salsa, nunca mejor dicho, en mi salsa, mi salteado, mi braseado, mi estofado y todos los “mi” que tengan que ver con la gastronomía!

De momento en período de pruebas e ilusionado por lo que pueda acontecer en las próximas semanas.Dándolo todo desde la mayor de las humildades,  adaptándome al modus operandis de la empresa y cogiendo el “swing” en el factor humano.

Cada cocina es diferente, puede que se hagan cosas parecidas, y las bases de cocina son siempre las mismas, pero cada Chef tiene sus métodos, “cada maestrillo tiene su librillo”.

Lo verdaderamente bonito de esta profesión tan sacrificada es, justamente, poder aplicar ese “librillo” que uno va escribiendo con cariño y recelo en letras de oro a través de las recetas que se van aprendiendo o personalizando, forjando así a su futurible “maestrillo”.

Lo más decepcionante e infelíz para un chef es, indudablemente,  ver inalcanzble la posibilidad de hacer su propia cocina, y como consecuencia de ello dejar en el olvido ese “librillo” que tanto esfuerzo le ha costado escribir durante años.Conozco a muchos que abandonaron.

Hay cocineros de tantos tipos como la propia variedad entre las personas.Los hay presuntuosos y egocéntricos, que tan solo buscan el reconocimiento.Los hay marranetes y pasotas, que solo quieren acabar su trabajo para salir corriendo.Los hay prepotentes y autoritarios, que solo quieren mandar y sentirse por encima de los demás.Los hay ambiciosos, que salen de la cocina para crear varias empresas y forrarse.Esto es lo que predomina.Hay de todo como en botica.Y luego está Ferrán Adriá que es de otro planeta.

A mí particularmente lo que me mueve y conmueve de mi profesión es la ejecución de mi propia maestría, la puesta a punto de todo aquello que se ha ido aprendiendo, el tránsito de tus conocimientos desde la cocina hasta la mesa.Porque, cuando elaboras un plato propio o concebido a través de la experiencia y que va a llegar hasta la vista y el paladar de otro, lo haces con verdadero cariño y respeto a los alimentos que manipulas.Un sencillo tomate deja de ser eso para convertirse en un precioso tomate, lo miras y lo ves diferente.Es el tomate que has elegido para aportar a otros muchos ingredientes que has denominado con un nombre y conjugado para ser degustado a través del olfato, la vista y el gusto de cualquiera que desee apreciarlo.Es una forma de transmitir sensaciones y sentimientos a otros.Para mí eso es lo realmente importante y lo que hace que mi profesión merezca la pena.

Mientras tanto procuro seguir aprendiendo, aunque ya sea “perro viejo” en mi profesión.Si encuentras una cocina donde puedas aprender algo más y te dan la posibilidad de contrastar y crear conjuntamente con el resto de chefs(algo bastante difícil teniendo en cuenta la rectitud y pasotismo de la mayoría de los especímenes definidos anteriormente) entonces pasarás un tiempo en esa cocina hasta que tus inquietudes te hagan moverte al calor de otros fogones,  suspirando porque no se te “pase el arróz” de tu propia cocina, la que llevas dentro a cada nuevo lugar con la ilusión de mostrarla algún día.Por eso, y porque la cocina es muy sufrida, los chefs se suelen mover más que los precios, de una cocina a otra, escribiendo en su “librillo”.

Amor de cocinero, amor verdadero.

Black or White !? Michael Jackson

Anoche no salía de mi asombro al escuchar la noticia del fallecimiento de Michael Jackson.

Esta mañana sigo conmocionado.

Aquél niño

Yo soy aquél niño, tímido y risueño de cabellos dorados, regordete y de ojos claros que ante la pasividad y egocentrismo de aquél que sembró la semilla llegó varado y ausente de su afecto hasta el día de hoy.

Yo soy aquél niño, adorado por aquél que sembró la semilla primera y que dio lugar a la misma que más tarde le engendró, a quién le debe su nombre y al cual  aún hoy  recuerda con desconsuelo  y le llama abuelo en el nombre del padre.

Yo soy aquél niño, que se hizo a sí mismo y que, cual muñeco de trapo, de  mano en mano iba buscando afligido entre unos y otros la figura irreemplazable de su creador.

Yo soy aquél niño, que entre paños de seda fina hacía las gracias de todos menos de aquél que nunca debió faltar.

Yo soy aquél niño, tan amado y mimado por sus guardianes, hoy ausentes por el inexcrutable paso del tiempo, y que gracias a su inconmensurable labor, aquél niño, lejos de caer en la desdicha y la amargura eterna, se convirtió en ese intenso sentimiento del ser humano que llaman amor.

Yo soy aquél niño, retraído y desgarrado  por espinosos  interrogantes  que un buen día  decidió olvidar y eliminar de su alma  para poder seguir  su camino y encontrar sus propias respuestas en el rincón de la felicidad.

Yo soy aquél niño, que sin rencor anhela sembrar su propia semilla y dar todo aquello que a él se le negó.

Yo soy aquél niño, que hoy juega a ser mayor y que escribe desde sus entrañas en aras de poesía con el corazón en la mano y rebosante de amor.

The Beatles. “Lucy in the Sky with Diamonds”

Museo virtual de Iraq

iraq-national-museum

Afortunadamente no todo son guerrras, miseria y desgracias en Iraq.

Tras el saqueo y su práctica destrucción en 2003 por parte de las tropas estadounidenses, la Unesco asignó a Italia un laborioso trabajo en aras de presrvar el patrimonio artístico iraquí, abriendo sus puertas a internet hace una semana.

Al fin una iniciativa constructiva para el pueblo de Iraq que además permitirá al resto del mundo ver en la distancia gran parte de su legado artístico y cultural.

Os recomiendo un paseo virtual por su maravilloso museo: http://www.virtualmuseumiraq.cnr.it/homeENG.htm