Descubriendo acometidas

Acabo de terminar mi primera semana de trabajo en la construcción  y estoy tan cansado como satisfecho de haber estado dando verdaderamente el callo.

Dolorcito en el cuerpo, varias machadas en los dedos, alguna ampolla en los pies, callitos en las manos y un escozor en la cara y en los brazos que acabará derivando en un auténtico “moreno albañil” son las primeras secuelas del trabajo en la obra.Pero no me quejo lo más mínimo.Realmente estoy sorprendido de la grandeza de ánimo con la que estoy afrontando mi nuevo trabajo! Me lo paso pipa con los “currantes”! Estan más colgados que otra cosa y son todos muy buena gente.

Por otro lado no me viene nada mal algo de ejercicio físico(más bien bastante),  tras casi siete meses parado y sin hacer deporte vuelvo a sentirme vivo, la sangre ha vuelto a recorrer mi cuerpo de pies a cabeza y aunque acabe hecho polvillo,  mis adormecidos músculos y mi mente lo agradecen.

Estoy aprendidendo muchísimo acerca de la obra pública, ahora cuando paseo por la calle me fijo en otras cosas, como por ejemplo las acometidas, que son las instalaciones de enlace que unen la red de distribución de la empresa de agua, gas o luz  con la caja general del particular.Me he pasado casi toda la semana descubriendo las acometidas, o lo que es lo mismo, picando piedra y sacando escombro para encontrar las tuberías.Siempre quise saber utilizar el martillo rompedor, que es aquella herramienta impulsada por aire a presión procedente de un compresor que tanto molesta cuando tienes una obra cerca de casa.Ra ta ta ta ta ta ta !!!! No sabeis como arrean las jodías! hoy me han entrado ganas de subirme sobre ella haciendo equilibrio y ver hasta donde llegaba con ella!!! jajaja! pero he sido prudente, que en la obra toda precaución es poca.

La gente es de lo más curiosa y  se asoma continuamente a ver que hacemos, les encanta preguntar: ¿y que vais a hacer? ¿para cuánto tiempo va la obra? ¿no se puede aparcar aquí? ¡pues ya iba siendo hora de arreglar esta calle!. Una señora de unos 80 años largos se me acercó para preguntarme si ya me habían echado el guante!!!! Será cachonda la señora!? Ay que estas de muy buen ver me decía! si me descuido me tiene puesto el plato de judías en la mesa camilla de su casa!

Lo que más gracia me hace de estar en el tajo es la verborrea y el cachondeo que se traen los currantes, a los cuales respeto muchísimo por la dignidad con la que llevan un trabajo tan duro como este.Son super hombres. A las mujeres que se escandalizan por algunos comentarios que les caen al pasar por delante de ellos les diría que eso no es nada, porque lo que dicen entre ellos después de haber pasado es para asustarse! Y sí, estan todos salidos, sin excepción! Pero lo que verdaderamente me llama la atención es la forma de hablar de esta entrañable gente.Hoy mismo estaba en la solaera sacando escombro con la pala y ha soplado un poquito de viento que me ha hecho exclamar: que aire tan bueno ! y el señor de 56 años que estaba a mi lado me ha dicho: eso se llama viento garbancero, le he preguntado a qué se refería y me ha respondido que seguramente sería cerca de la 1 de medio día, y tras mirar el reloj y comprobar que la hora era aproximadamente la que había dicho, me ha explicado que se le llama de esa manera porque anuncia la llegada de la hora de comer! El otro día, a media hora de acabar la jornada, este mismo señor recibió la llamada de el Jefe(que es mi apreciado Tío Andrés, al cual aprovecho para darle las gracias una vez más por echarme un cable cuando más lo necesitaba) y éste dijo: algo trae la nube, lo cual llamó mi atención, y tras preguntarle a qué se refería con eso,  averigüé que es lo que se suele decir cuando reciben una llamada a última hora.Vamos que nos mandaban al topógrafo para hacer unas mediciones y nos quedamos una horita y media más trabajando.Pero yo encantado, porque aprendí una cosa más!

Ahora a disfrutar del merecido descanso de fin de semana, lo cual se agradece mucho.Lo dice un hostelero!

Aaaaayyy que dolor de cuerpo! pero me voy a poner cachitas!!! Y como decía aquél :  lo que no te mata te hace más fuerte!

PD : la hora del bocata es una maravilla !!!!

4 comentarios»

  chikinita wrote @

buena semana en el curroo y gracias por la comilona…

  el Fini wrote @

Gracias a tí y a todos por venir! Lo pasé genial !😉

  ladyolé wrote @

No soy muy dada a comentar en los blogs, pero es que tu post sobre la obra me ha hecho recordar gratamente mi pasado en la construcción.
Soy (eterna) estudiante de ITOP y estuve trabajando 4 meses en la construcción de una carcel en Castellón.Mi trabajo no era tan duro como el tuyo,hacía de topógrafo, pero mis doce horas (y algunos festivos) currando no me los quitaba nadie.
Entiendo perfectamente todo lo que cuentas, era la única chica en una obra de 200 curritos, están todos salidos!!pero me trataban como a una reina.
Yo también me traje el moreno albañil, los callos en los pies y el cuerpo dolorido, y un buen recuerdo de aquella experiencia.
Suerte!

  el Fini wrote @

Gracias Ladyolé!!! Y ánimo con tu “eterna” condición de estudiante de ITOP !😉


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: